Historia del plato

El cultivo de mandioca es sin duda uno de los más antiguos del mundo. Habiendo historiadores que se han esforzado en conseguir toda la información posible sobre este ingrediente, debido a su peso en la gastronomía latinoamericana.

Hecho respaldado por los restos hallados de este cultivo, que datan de hace unos 4000 años aproximadamente. Pero eso no es todo, sino que lo siguiente que se tiene registrado sobre este cultivo, nos lleva a la cultura Maya.

Revelándonos que este era una gran fuente de alimento para los miembros de esta cultura, quienes con esta raíz pudieron alimentar a numerosos grupos de personas.

Con el pasar de los años, y la ayuda de los nativos, la mandioca fue extendiéndose por toda América. Y luego, con la llegada de los europeos es llevado a su continente, sorprendiendo y deleitando a más de uno.

Características y beneficios

También llamado «casabe», «guacamota» y «yuca», es considerada un alimento típico de Paraguay, usado para miles de platos a nivel mundial.

Entre sus múltiples usos se pueden encontrar: la mandioca tostada, harina de mandioca, mandioca frita, puré de mandioca, brochetas de mandioca con carne, y carimañolas de yuca.

Pudiendo ser el acompañante perfecto de distintas sopas, dulces, carne, chicharrón, ensaladas, tallarines y frituras.

Este tubérculo también es una gran fuente de hierro, calcio, vitamina K y B6, ayudando al buen funcionamiento de los huesos, y previniendo la anemia.