Historia del plato

La historia del Mbaipy no va más allá que la de muchos otros platos típicos paraguayos, pero para comprenderla bien debemos hacer un viaje a la colonización; época en donde los europeos arribaron a América.

Debiendo concentrarnos en el momento en que llegan a lo que hoy conocemos como Paraguay, Argentina y Brasil.

Pues, con el paso de las semanas, se decide crear una fundación que se encargará de algunas zonas, la cual serían las misiones jesuíticas guaraníes y las reducciones franciscanas; hito importante para lo que hoy es Paraguay.

En el momento de las misiones lo importante, y para lo que estamos aquí, fue la fusión de alimentos europeos y americanos, que generaría platos que son íconos históricos de la gastronomía paraguaya.

Resaltando que el mbaipy ya era consumido antes de la llegada de los europeos, pero con la diferencia de que esa primera versión sólo contaba con ingredientes locales.

Características y variantes

En dado caso que no lo conozcas por el nombre de «Mbaipy», que es en sí mismo bastante complejo, puede que lo identifiques mejor como «mbaipi» y/o «mbaipú».

Y si bien sus elementos base son la harina de maíz o de mandioca, mezclada con cebolla, queso y algún tipo de carne. La receta siempre está abierta a realizar cambios.

Desde pequeñas modificaciones, como el tipo de carne, hasta otros más grandes, como los que conforman sus variantes, pudiendo mencionar al mbaipy dulce, elaborado con leche, miel, canela y ralladura de naranja; o el mbaipy con choclo.

Por otro lado, hay quienes opinan que una variante de este plato es la polenta, pero historiadores han desmentido esto comparando orígenes, ingredientes y sabores.