Historia de la bebida

Nos trasladamos a la época colonial, más concretamente en el tiempo donde los jesuitas impartían misiones en lo que hoy conocemos como Argentina, Uruguay y Paraguay.

Es en este tiempo, que se tiene un registro de un escrito realizado por uno de los jesuitas, donde se hablaba de manera muy positiva a una bebida preparada por los nativos, diciendo que además de deliciosa lograba saciar la sed con más rapidez que el agua.

Este registro al ser una prueba contundente dejó claro la historia del tereré, pues a pesar de no mencionar su nombre en el escrito, se intuye que se refieren a esta bebida, la cual ya era tomada por los nativos guaraníes con agua caliente o fría.

Y por si fuese poco, en el relato también especifican que los jesuitas maravillados por esta infusión quisieron aprender más sobre ella, y lograron captar que la yerba era nombrada «ka'a», que se traduce como «yerba». Aprendiendo, además, que dicha yerba era también usada de forma medicinal.

 Esta bebida se fue extendiendo, y aunque al principio no fue muy preparada en Paraguay, tiempo después se volvió algo popular, y actualmente es considerada una bebida típica nacional.

Datos adicionales

Esta infusión que a menudo es confundida con el mate ?diferenciándose porque una se toma fría y la otra caliente?, suele prepararse en países como Argentina, Brasil y en algunas zonas de Uruguay.

De hecho, esto tiene mucho sentido siendo que su valor cultural es enorme. Y si no nos crees, basta con buscarla para saber que fue reconocida por la Unesco como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad el 17 de diciembre de 2020.