Bacalao con garbanzos

Una receta, típica de Semana Santa, que aporta buen potaje de vigilia a partir de garbanzos y bacalao.

Plato Principal
2 horas
6 Porciones

Ingredientes

500 gramos de Garbanzos

500 gramos de Bacalao

1 Cebolla, cortada en brunoise

½ Pimiento rojo, cortado en brunoise

½ Pimiento verde, cortado en brunoise

1 Puerro, cortado en brunoise

1 cucharilla de Pimentón dulce

2 cucharas de Tomate frito

Aceite para el sofrito

Harina para rebozar

Preparación

Paso 1 : Un día antes, los garbanzos se colocan en remojo con sal y bicarbonato para ablandarlos.

Paso 2 : Simultáneamente, se pone el bacalao a remojar en agua fría para desalarlo, guardándolo en la nevera.

Paso 3 : Cuando los garbanzos estén tiernos, se retiran del fuego y se agrega el pimentón, cuidando de mantenerlo fuera del fuego para evitar que se queme.

Paso 4 : Se integra bien el tomate frito y se mezcla unos minutos más.

Paso 5 : Los garbanzos previamente remojados y escurridos se trasladan a la olla rápida y se vierte encima el sofrito, asegurándose de cubrirlos con caldo de pescado, aproximadamente un dedo por encima de los garbanzos.

Paso 6 : Se cocinan durante 12 minutos, una vez que la segunda anilla naranja se haya elevado.

Paso 7 : Mientras tanto, se empaniza el bacalao con harina y se fríe en una sartén con aceite, con precaución de no sobrecocinarlo, dado que terminará de cocinarse junto con los garbanzos.

Paso 8 : Es esencial ejercer moderación con la sal, ya que el bacalao, a pesar de estar desalado, realzará el sabor del guiso.

Paso 9 : Se sugiere probar y corregir la sazón al finalizar.

Paso 10 : Una vez frito, se dispone el bacalao sobre los garbanzos y se deja hervir todo junto unos minutos.

Paso 11 : Se puede agitar ligeramente la olla para que el bacalao libere su gelatina.

Paso 12 : Se ajusta el punto de sal y ¡listo para degustar!